Inici » Àgora » Manifiesto en base a las conclusiones extraidas en el I Congreso Rural Smart Grids
Sala de premsa

Manifiesto en base a las conclusiones extraidas en el I Congreso Rural Smart Grids

Manifiesto en base a las conclusiones extraidas en el I Congreso Rural Smart Grids

Adhiérete al manifiesto!! Lo puedes hacer a título personal y/o en representación de la Entidad/Organización/Empresa a la que representas.

MANIFIESTO

Los profesionales, empresarios y expertos del sector agroindustrial, y en base a las conclusiones extraídas en el I Congreso Rural Smart Grids, manifestamos que:

Adhiérete al Manifiesto rellenando el siguiente formulario de adhesión (*):

(*) Puedes hacerlo a título personal y/o en representación de tu Entidad / Organización / Empresa a la que representas.

Formulario de adhesión al Manifiesto

El 1º Congreso Rural SmartGrids, celebrado los días 25 y 26 de octubre de 2012 en la Casa del Mar de Barcelona, ??ha sido organizado por el Colegio de Ingenieros Agrónomos de Cataluña, el Instituto Catalán de Energía, la Fundació del Món Rural; Localret. El objetivo principal era reunir a los principales actores y debatir sobre por qué y cómo implantar redes inteligentes de energía en el medio rural como vehículo de desarrollo territorial de Cataluña, explorando las oportunidades de actividad y de negocio en un sector emergente.
 

Adhiérete al Manifiesto rellenando el siguiente formulario de adhesión (*):

(*) Puedes hacerlo a título personal y/o en representación de tu Entidad / Organización / Empresa a la que representas.

Formulario de adhesión al Manifiesto


Lee el MANIFIESTO
Los profesionales, empresarios y expertos del sector agroindustrial, y en base a las conclusiones extraídas en el I Congreso Rural Smart Grids, manifestamos que:

MANIFIESTO
 
·       El medio rural y especialmente el sector forestal y agroindustrial, son escenarios y actores principales de la generación de energía a través de fuentes renovables, y las Smart Grids la vía para la optimización de su uso y transporte hacia centros de consumo. El 70% del territorio tiene oportunidades para desarrollar actividades relacionadas con la energía. El 89% de las estructuras eléctricas están en este territorio. Sin embargo, cabe recordar que la función principal del sector agrario es producir alimentos.
·       El impacto económico de las smart grids en el desarrollo del medio rural puede ser muy positivo. Aportará nuevas OPORTUNIDADES en el medio rural, tanto en los sectores tradicionales como en los nuevos sectores que se generarán a partir de las necesidades del nuevo mercado (agregadores de demanda, empresas de servicios energéticos, etc.).
·       Hay que trabajar para que haya una participación activa del mundo rural en la implementación de las smart grids y para que se logre el máximo retorno de recursos para el territorio, y que no sea sólo el sustrato donde fijar las infraestructuras.
·       Estas nuevas infraestructuras necesarias (para la generación de energía, almacenamiento y distribución) transformarán el medio y su paisaje. Por esto, hay que implantarlas con racionalidad y con la implicación del territorio, para encontrar un compromiso que compatibilice los usos y que haga entender la intervención en el paisaje como algo positivo, que es necesario y que se puede hacer bien.
·       Todo lo que técnicamente es posible (incluso conveniente) puede no serlo social y ambientalmente. En el debate energético no podemos tener sólo en cuenta la tecnología. Hay que circunscribirlo en un proyecto de país donde se integren las personas-consumidores pero también ciudadanos-, así como el medio ambiente.
·       Es necesario que se regule de manera urgente el autoconsumo i la gestión de la bidireccionalidad en el flujo energético en la red. Además, el consumidor debe tener acceso a los datos de su consumo y debe tener capacidad de decisión sobre ellos.
·       Será necesario realizar un "inventario" de capacidades de generación de energía distribuida en Cataluña a partir de recursos locales, a fin de tomar decisiones armonizadas con el potencial y las necesidades.
·       Las normativas sectoriales y sobre todo la urbanística deben iniciar un proceso de debate y revisión para facilitar el desarrollo del nuevo modelo energético y de las rural smart grids.
·       Será necesario un aprendizaje de la sociedad en el papel de consumidores y a la vez generadores, es decir, como actores activos. Estamos acostumbrados a ser consumidores pasivos pero tendremos que aprender a ser parte activa tanto en el consumo como en la generación ("prosumers") y que este nuevo perfil sea socialmente aceptado y querido para evitar quedar al margen del sistema energético.
·       Es imprescindible la concienciación, información y formación sobre la importancia de la energía para el territorio, de esta manera, se podrá entender, la relevancia de las smart grids, su impacto y cómo los ciudadanos pueden participar activamente. 

El Medio Rural, el territorio, puede ser protagonista de los nuevos sistemas energéticos y de telecomunicaciones. Más allá de ser el sustrato donde fijar las infraestructuras, hay que trabajar para liderar su implementación y conseguir el máximo retorno para el territorio.

No habrá "Smart Cities" sin "Smart Rural".

Informació relacionada

Compartir